Este hábito diario de muchas mujeres le está causando cáncer de mama y ni cuenta se dan. Muchas lo saben y ni caso le ponen

La leche es uno de los alimentos base para el crecimiento de toda persona. Desde pequeños, nuestra alimentación comienza un tetero de leche, de la que conseguimos los nutrientes necesarios.

 

Aunque esta bebida ha estado presente en la vida de todas las personas, puede causarnos daños. Pero en este caso no nos referimos a su alto contenido de grasa, sino a algo todavía peor

Un estudio reciente realizado en la universidad de Harvard ha descubierto algo espeluznante. Es cierto que la leche nos aporta muchos nutrientes esenciales para la buena salud. Sin embargo, también se ha hallado que esta es la principal culpable del aumento de cáncer de mama, colon y próstata de los últimos años.

En países como Suiza y Dinamarca, la taza de personas diagnosticada con cáncer ha aumentado exponencialmente. Confidencialmente, estos países tienen una taza de consumo de leche muy elevada. Por el contrario, países como China y Argelia son países donde tanto el consumo de leche, como el cáncer son casi nulos.

Otros daños de la leche

Otros daños que se le atribuyen a la leche son la conjuntivitis, diabetes, asma, obesidad, artritis y alergias. Es por esta razón que los expertos están animando a sustituir la leche por otros alimentos. La mayoría de sus nutrientes también los podemos hallar en los vegetales. De modo que, para evitar exponernos, debemos reducir su consumo lo más que podamos.

Asimismo, la leche aumenta los niveles de IGF-1 en la sangre. Este se considera uno de los factores por los que aumenta la producción de células cancerígenas. Con el tiempo, terminamos contrayendo cáncer y, posiblemente, muriendo por causa de este.

Otros de los problemas con los que se relaciona el consumo de dicha bebida, son aquellos relacionados con el aparato reproductor femenino. De igual forma, promueve el desarrollo de tumores, infecciones vaginales, quistes ováricos y flujos abundantes.

Como sabemos, el calcio es uno de los principales nutrientes de la leche. Según las investigaciones, cuando nos excedemos de calcio, aumentamos la posibilidad de desarrollar tumores. Otra de las razones tiene que ver con los contaminantes químicos que circulan en el aire. Como afectan la leche, dichos contaminantes entran al cuerpo por medio de ella. Finalmente, terminan provocándonos graves daños de salud.

Lo que recomiendan los expertos

Aun hoy no se sabe a ciencia cierta cual es la conexión que hay entre los lácteos y el desarrollo de tumores. Sin embargo, no debemos eliminar por completo el consumo de leche por esta razón. La Dra. Susana del Pozo es directora de análisis de la Fundación Española de Nutrición. Ella afirma: “Todos los alimentos tienen sus pros y contras. Aunque esta bebida nos puede hacer daño, también tienen nutrientes necesarios. Si dejamos de tomarla, podemos arriésganos a sufrir de deficiencia de calcio. Además, para tener una dieta equilibrada, debemos incluir los lácteos en ella”.

De todo esto, finalmente se concluyó que no es necesario eliminar los lácteos. Por el contrario, debemos seguir consumiéndolos de forma equilibrada. Sobre todo, debemos aumentar nuestro consumo de vegetales y frutas. Esta es la única manera de no exponernos a los diferentes peligros de salud. Si quieres alertar a tus amigos, comparte este artículo en tus redes sociales.

Tags:

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *